Desfile en el Carnaval de Panamá

Por cuatro días consecutivos, los días previos al miércoles de ceniza, Panamá celebra sus carnavales. Son tardes y noches donde los panameños dan rienda suelta a todo su jolgorio.

Esta gran fiesta comienza el viernes en la noche con la coronación de la Reina del Carnaval y culminan el martes con el entierro de la sardina.

Se trata de un evento ideal para que los turistas de la región conozcan de una tradición que tiene ya más de 100 años.

¿Qué ocurre en el carnaval?

El viernes hay un gran desfile de la reina saliente en un carro nuevo y luego se procede a la coronación de la reina entrante en la sede de cada tuna.

El sábado en la noche, la reina sale con su disfraz de coronación.

El domingo en la noche hay un recorrido a pie con tuna de caja y tambor, y luego se realiza un paseo con murga con el traje típico nacional, la pollera, y un tema referente a una fantasía nacional, literatura, flora, fauna o mitología indígena.

El lunes es el día del lujo. Se sale con un disfraz gigante y todo se realiza en un ambiente de gala.

El martes en la noche se sale engalanado con un disfraz, en esta ocasión sin tema específico.

Las “mojaderas” o “culecos” son eventos durante el día que son realizados en plazas públicas o privadas con camiones cisternas que rocían agua de río a los asistentes, acompañados de música popular. Los eventos de la noche son con desfiles y paseos públicos, con las reinas portando disfraces propios del carnaval, en carros alegóricos y acompañadas de comparsas y tunas. Además, alrededor de todo esto se realizan festivales bailables en discotecas móviles, playas y avenidas.

Y por último a las 5 de la mañana del miércoles de ceniza comienza “el Topon”, que no es más que la quema de cohetes y fuegos artificiales que indican triunfo y finalización del carnaval.

Estos días de fiesta son perfectos para conocer el ambiente alegre de los panameños.